Laudes

 

“Pon la luz de tu esperanza

en el candil de este día”

 

Ahora que el sol se levanta

y la creación espabila,

ahora que arden los cipreses

y la alondra el canto afina,

ahora que surcan las nubes

el cielo de tu sonrisa,

pon la luz de tu esperanza

en el candil de este día.

Ahora que el sol victorioso

mata la noche y la humilla,

con igual poder arroja

el pecado de mi vida.

 

Tú que las sombras deshaces,

Tú que pintas de alegría

las cosas que estaban yertas,

Mayoral de mi campiña,

resucita en mis entrañas

otra mañana florida.

Borra en mi lienzo manido

los ocres de la desidia.

 

Ahora que el sol se levanta,

ahora que tu amor me mira,

escriban tus resplandores

mi historia como la dictas;

que se refleje tu luz

por mi ventana y se impriman

tus dones en este templo

labrado con piedra viva. Amén.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *